Descripción del proyecto

Del mundo en miniatura al jardín planetario

Descripción del proyecto Del mundo en miniatura al jardín planetario

El presente proyecto IDEX (Siglas de “Initiatives d’excellence” Iniciativas de excelencia, programas de investigación multidisciplinarios) tiene por objetivo de interrogar la relación entre la concepción del jardín, sus usos y representaciones desde el mundo antiguo hasta la actualidad. Se detiene sobre los aspectos estéticos, ambientales, patrimoniales y demuestra como el jardín se impone como sitio importante para la sociabilidad. Este trabajo fundamentalmente interdisciplinario, involucra a historiadores, geógrafos, civilizacionistas, comparatistas, sociólogos, arquitectos y paisajistas ; y es el fruto de la retroalimentación entre miembros de tres establecimientos de la Comunidad de universidades y establecimientos de la Sorbona, Paris 3 /7/13) COMUE USPC (Communauté d’universités et d’établissements de l’Université Sorbonne Paris Cité, Paris 3/7/13) y l’École Nationale Supérieure d’Architecture de Paris Val de Seine, así como un colaborador brasileño de la Universidad de São Paulo y un centro de investigación de l’EHESS.

A lo largo del proyecto, se llevaran a cabo una serie de coloquios, seminarios y actividades de investigación científica alrededor del tema de los jardines. Paralelamente se desarrollaran publicaciones y manifestaciones científicas, un “abecedario” o compilado de términos, definiciones académicas y conceptos inesperados, insólitos y poéticos.

Se trataran tres ejes principales :

Eje 1 – Imaginar el jardín

Este eje se desarrolla alrededor de dos temáticas, la espiritualidad y la utopía. Explora el imaginario del jardín desde el mundo antiguo a los jardines del mañana, en base a fuentes históricas, literarias y filosóficas, así como en base a los tratados arquitectónicos desde hace tiempo entre oriente y occidente.

En las representaciones la cosmografía cristiana formula una visión del mundo unificada dentro del jardín. El discurso bíblico asocia el paisaje a capítulos fundamentales del antiguo testamento : espacio inicial y espacio de degradación después del pecado original. Es por excelencia el sitio de revelación del mundo y del hombre. El jardín simboliza un aumento de espacio de felicidad para Dios y los hombres y dentro del cual el hombre puede encontrar a Dios. La noción de lo sagrado esta intrínsecamente asociada a este espacio (Gresillon, 2014a).

Por otro lado el jardín japonés por ejemplo, evoca muy bien la confección entre el hombre, la naturaleza y lo divino, reproduciendo la idea de pureza, simplicidad, fragilidad de la existencia humana. Este eje permitirá de reflexionar del lugar del jardín dentro de las diferentes espiritualidades y la manera en que los arquitectos paisajistas integran esta dimensión dentro de su reflexión.

Eje 2 – Vivir el jardín: El jardín como lugar de sociabilidad

Este eje expuesto en tres temáticas, sociabilidad, poder y actividades productivas, explorará los usos y modos de apropiación de parcelas o terrenos cultivados que conocemos como jardines en los archivos e investigaciones de campo. Como ya se ha mencionado los jardines son laboratorios donde se diseñan nuevos vínculos con la naturaleza y nuevas formas de vivir en armonía. Aunque es un lugar contenido, el jardín es igualmente un espacio de circulación que contribuye a la constitución del paisaje urbano y a su articulación con lo periurbano favoreciendo intercambios de movilidad entre ellos.

El jardín moderno, se revela como un espacio integrado a la escala de la ciudad dentro de los planes urbanos y como espacio intersticial (terrenos baldíos, jardines comunitarios…). Es paradójico que rellene o complete los espacios del tejido urbano o la barrera entre lo rural y lo urbano.

Eje 3 – Re-crear el jardín : el jardín como patrimonio vivo

Este eje tendrá por objetivo de articular la concepción del jardín y su ejecución, ya sea dentro de la perspectiva de una creación o de una restauración. Desde principios de los años 1980 la mirada sobre los jardines históricos ha cambiado. Durante largo tiempo considerados como una especie de embalaje para el verdadero patrimonio (castillos, iglesias) ellos mismos se han convertido hoy en día en sitios importantes desde un punto de vista histórico y artístico. La carta de Florencia en 1981 puso ciertamente las bases de este nuevo acercamiento, pero su marco vago deja lugar muchos grados de intervención.

Entre crear algo idéntico a lo original o adaptarse, que decisión tomar? Desde ahora, el consejo general de Eure-et-Loir (Departamento francés de la zona centro) ha financiado la reconstitución de jardines sobre la base de investigaciones históricas de acuerdo a los principios de André Le Nôtre. En Vaux-le-Vicomte, los jardines del castillo son restaurados cuidadosamente por la misma familia desde 1875 para convertirlo fielmente a la obra original de Le Nôtre en 1661.

En otro extremo, tenemos la intrusión contemporánea transformada de un jardín del siglo XVII en un espacio actual, como el de los paisajistas P. Cribier y L. Benech en el jardín de las Tullerias, o la creación de jardines árabe andaluces, inspirados en los jardines de la Alhambra de Granada (siglo XIII) dentro del patio de la Gran mezquita de Paris en 2008. O el jardín medieval del museo de Cluny inspirado en los modelos de la edad media y la tapicería de la obra de “la Dama y el Unicornio”. Estas cuestiones de restauración recreación e innovación son delicadas y se convierten en desafíos y problemáticas complejas como es el caso de ciertos jardines clasificados por la UNESCO y que ponen en cuestionamiento la problemática del patrimonio vivo.